Enviado por...
jorgeyorch84

Últimas opiniones
Incidencias

Si hay algún problema, no dudes en decírnoslo:

Acerca de:Mentiroso (juego de naipes)
Ventajas:Divertido
Desventajas:Que no hayas jugado nunca
¡¡Buenas a todos!!

Acabo de volver por un momento a mi niñez con tan solo encontrar este juego de cartas al cual he jugado día sí y día también. Y es que al veranear en un pueblo pequeño donde había poco ocio, teníamos que recurrir a lo que había y a las cartas.
Entre otros muchos juegos de cartas que jugábamos, jugábamos un montón a éste y os vengo a contar mi experiencia con el mismo. Me gustaría hablaros de El Mentiroso.

CARACTERÍSTICAS
El Mentiroso es el nombre que le han dado a un juego de cartas donde el objetivo principal es librarse de todas tus cartas mintiendo, o no. Se puede jugar con cualquier tipo de baraja, la española o la francesa, ya que lo que importa es el número o símbolo.

Pueden jugar de 3 a más jugadores pero nunca solo dos personas porque si no por comparación, ya sabemos las cartas que tiene el oponente.
Las reglas del juego son las siguientes. Se reparte entre todos todas las cartas de la baraja y normalmente, los ases eran los comodines. La función principal es quitarse todas las cartas de la mano antes que el resto.

Empieza una persona al azar y él decide cuantas cartas echa boca abajo en el medio y que cartas son. Por ejemplo dice: 2 caballos. El siguiente en jugar, el de la derecha, se lo puede creer o no. Si cree que realmente el otro ha echado dos caballos, sigue su partida echando al medio el número de cartas que él quiera pero siguiendo el palo, tendría que decir por ejemplo: otros 3 caballos.
El siguiente nuevamente se lo puede creer o no. Si no se lo cree levantaría las 3 cartas que ha echado el anterior jugador y en el caso de que fuera verdad, el que no se lo ha creído se queda con todo el montón de cartas que había en el medio. Si, por el contrario era mentira y le han pillado mintiendo, es el anterior jugador el que se queda con todo el montón.

Con tal de no prolongar mucho la partida el que recoge las cartas, si posee todas las de un mismo palo, las aparta y desecha a un lado.
Se sigue el mismo procedimiento entre todos los jugadores que aun posean cartas hasta que queden dos personas, que se batirán en duelo entre ambas para ver quien es el final el perdedor.

MI EXPERIENCIA PERSONAL
Hace ya muchísimos años que no juego ni jugaba a este juego, pero nada más que he leído el título me ha venido a la mente muchísimos buenos recuerdos de cuando jugaba en el pueblo y nos pasábamos las horas muertas jugando al mismo juego una y otra vez.

Porque si algo destaca de este juego es que era muy adictivo y podían jugar tanta gente como quisiera. En el caso de que fuéramos un grupo majo de personas para jugar, había solución, y se añadía una baraja más para que todos tuvieran un número adecuado de cartas al inicio, cuando se reparte.
Además, la gracia del juego está en adivinar si esa persona miente o no y cuando se descubren las cartas del medio te das cuenta de la cantidad de mentirosos que hay con las consiguientes risas.

Personalmente, si tenía alguna carta solitaria que no emparejaba con otra, me gustaba echarla al medio mintiendo y haciendo que fuera el palo que estaba jugando. Si por el contrario tenía de ese palo y podía echarla siendo verdad, la echaba.
Lo malo que la ronda puede dar la vuelta entera y si antes habías dicho la verdad de ese palo seguramente no te quedaba ninguna de ese palo, por lo que las únicas opciones que tenías era mentir y seguir el rollo o desconfiar del contrario. Al final es decisión de cada uno y tener astucia para mentir según en qué momento.

CONCLUSIÓN
Como habéis podido comprobar guardo un buen recuerdo de este juego y por consiguiente y por todas las horas que he jugado, os lo recomiendo. Estoy seguro que vosotros también habéis jugado tanto como yo.

Un saludo a todos.
Fecha:10:14:17 09/11/17
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Votos:no disponible.
Categorías:Ocio y cultura
Etiquetas:juegos, naipes, cartas