Buffet de comida algo variada

Enviado por...
jorgeyorch84

Incidencias

Si hay algún problema, no dudes en decírnoslo:

Acerca de:Restaurante Fresco [Vitoria-Gasteiz]
Ventajas:Atención de los camareros
Desventajas:La zona de postres
¡¡Buenas a todos!!

La semana pasada, exactamente el lunes, quedé con unos antiguos amigos que nos solemos reunir de vez en cuando para comer y ponernos al día de nuestros asuntos. Siempre solemos quedar en el centro comercial El Boulevard y en esta ocasión, no iba a ser para menos. Tras quedar allí, al final decidimos ir a comer a este restaurante, el Fresco.

¿QUÉ ES EL FRESCO?

El Fresco es una nueva cadena de restaurantes que se ha extendido por todo el ámbito nacional. Su comida se basa en platos de lo más típico, recién cocinados y con la modalidad de buffet, es decir, que puedes repetir los platos tantas veces como quieras o siempre que tu estómago no esté saciado del todo.

En él vamos a encontrar una sección de platos fríos y platos calientes, así como una zona de comida cruda para que te la cocinen al momento así como una zona de postres con su máquina de helado, café o infusiones.

¿DÓNDE SE ENCUENTRA?

Este restaurante se encuentra situado dentro del centro comercial El Boulevard, exactamente en la 2ª planta. Esta planta del centro comercial está dedicada a establecimientos gastronómicos y por otro lado los cines o la zona de ocio. Asimismo, este restaurante está en uno de los laterales de dicha planta, al lado del restaurante Krunch, en frente del Ginos y justo al lado del ascensor o de las escaleras mecánicas.

MI EXPERIENCIA

La verdad es que no es de las primeras veces que comía en esta cadena de restaurantes. La primera vez fue el año pasado en Madrid ciudad, exactamente en la zona de Chamartín, pero nunca antes había comido en el Fresco del centro comercial El Boulevard.

Tras comer allí os voy a hablar de mi experiencia del pasado lunes. La verdad que el local que ocupa es bastante majo, es muy grande y está distribuido en esa esquina del Boulevard por lo que es visible prácticamente desde cualquier punto.
En cuanto a la limpieza, la verdad que estaban todas sus instalaciones bastante limpias. De hecho accedí a la zona de baño para lavarme las manos y estaba limpio. Asimismo, la zona de mesas y sillas estaba impecable y la barra donde se exhibe la comida, un poco más sucia pero al final es algo normal ya que todo el mundo va cogiendo sus platos y se va manchando de migas o diferentes alimentos.

Lo primero de todo es coger la bandeja, un plato con sus respectivos cubiertos y servilletas e irte sirviendo los alimentos que más le apetezcan a uno. Nosotros empezamos por la zona de frío y la verdad que había variedad de vegetales, pastas y así pero bajo mi gusto, nada que me gustase para echar cohetes. Lo único que me cogí de aquella zona fue una pasta de estas tricolor y le eché salsa rosa, que había en un pequeño rincón donde están las diferentes salsas.

Tras llegar a esta zona, llegas a la caja donde tienes que pagar. En este local pagamos un total de 14,45 euros, incluyendo la bebida que ésta sí que te la proporcionan ellos y creo que te la puedes rellenar tantas veces como quieras. A diferencia que en Madrid había que pagar de nuevo si pedías otra bebida.

Nos sentamos en donde pillamos sitio. La verdad que había mucha gente pero también tiene gran cantidad de mesas así que el problema de sitio es inexistente, al menos entre semana. El fin de semana, algunas veces me he fijado y está petado.

Lo que sí pude comprobar es, que en la zona de comida caliente, había más gente que en el otro lado del restaurante. Quizás por la comodidad de que los baños se encuentran en ese lado y también por la comodidad de levantarse y tener, bajo mi punto de vista, los mejores platos al lado.
Y es que esa zona es la que más me gustó. De toda la comida que comí, fue el 90% cogida de ese lado. En aquel lado, había variedad de productos crudos, tanto carne como pescado y marisco para que el cocinero lo hiciera al momento, pero había bastante cola y pasé.

De las bandejas de comida caliente ya hecha cogí un muslo de pollo, canelones rellenos de carne, paella, pasta al pesto, entre otros. De toda esa comida que elegí, la paella estaba perfecta, con los canelones repetí y repetí y la pasta al pesto la probé y no me gustó, por el sabor del pesto y porque la pasta, bajo mi punto de vista, estaba algo pasada. El pan que cogí estaba especialmente bueno y blando y yo creo que era integral, por su aspecto.

Lo que sí que no me atrajo nada fue la zona de los postres. No me llamó nada la atención y de hecho no cogí absolutamente nada. Había como una especie de tartas de chocolate que su aspecto visual era horrible, y del resto más de lo mismo. Al final, después de toda la comilona, decidí tomarme una manzanilla para reposar un poco el estómago ya que acabé bastante saciado.

Y es que este es el principal problema de los restaurantes con buffet, que comes más de lo que realmente hubieras comido porque todo te llama la atención y coges y coges y cuando terminas, te das cuenta que te has pasado y acabas con el estómago pesado.

En cuanto a la variedad, la verdad es que sí que había bastantes cosas para elegir lo que pasa que si vas muy asiduamente, te das cuenta que prácticamente todos los días tienen lo mismo, exceptuando que varían algún plato caliente y ya está.

Lo que sí que valoro positivamente es la atención por parte de los camareros. Hubo un momento que a alguien se le cayó una taza, la cual se hizo trocitos y no tardaron nada en barrer el suelo así como quitarnos los platos ya acabados de nuestra mesa, donde apenas tardaban. La verdad que muy bien.

Pero aun así no es una cadena de restaurantes que me llame mucho la atención, prefiero comer en otros restaurantes pero bueno, un día es un día y ese día con tal de reunirse con viejos amigos, da igual el sitio, lo importante es que nos sigamos viendo año tras año.

Un saludo a todos.
Fecha:21:43:21 21/04/19
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Votos:no disponible.
Categorías:Viajes