Mariscadas por 47 euros

Enviado por...
Scarlett2000
Últimas opiniones
Incidencias

Si hay algún problema, no dudes en decírnoslo:

Acerca de:Restaurante La Pescadería de Fredy [La Coruña]
Ventajas:dichas
Desventajas:dichas
Mi madre es clienta habitual de la Pescadería de Fredy, una pescadería que lleva un par de años abierta cerca de la plaza de María Pita en La Coruña. No os estoy hablando de una pescadería donde compras pescado y te lo llevas para tu casa. Es un local en el que compras el pescado que te preparan allí y te comes allí. Yo había visto este tipo de negocios en Estados Unidos. No sé si el dueño sacó la idea del otro lado del charco o fue una idea suya que es muy novedosa en este país nuestro.

La gente se va acostumbrando al tipo de negocio, pero aún hay personas que piden la carta y eligen el pescado o marisco a degustar sin mirarlo en el mostrador de pescados. Mi madre lo mira en las tarimas expositoras. Allí elige sus buenas cigalas o la merluza, si tiene el día más de pescados que de mariscos.

Venden mucho marisco. La pescadería de Fredy está enfocada a las parrilladas de marisco, al marisco por raciones y, en menor medida, a pescados como la merluza o el rape. La última vez que estuve con mi madre, mi progenitora pidió una parrillada de mejillones, berberechos, navajas y zamburiñas que nos encantó. En La pescadería de Fredy hay mucho producto de Galicia: bogavante, cigala, camarón... También preparan almejas a la marinera, un plato típico de Galicia. Y no le faltan las croquetas y una empanada gallega que no debes perderte. La empanada la hacen deliciosa.

Os recomiendo La pescadería de Fredy. No te pierdas sus postres. Los que más me gustan a mí son las cañitas rellenas de crema y la torrija del chef. Engordan un montón, pero una se olvida de la báscula cuando te ponen la bandeja delante.

De lo que no debes olvidarte es de la cartera. No te sale la comida muy barata. Olvídate del menú del día. Los precios se disparan un poquito, pero es normal porque estás comiendo marisco. Mi madre y yo pedimos la mariscada del día para dos personas, torrijas de la abuela al horno, una botella de vino Ribeiro, café y chupito y nos cobraron 47 euros por cabeza. Yo rompí la factura por si la encontraba mi marido y le daba el patatús. Era de esperar el precio comiendo una mariscada de mejillones, berberechos, zamburiñas, ostras, nécoras, centolla, cigalas, langostinos, gambas y bogavante.
Fecha:11:18:02 28/09/20
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Votos:no disponible.
Categorías:Viajes